Logotipo Doctor Pablo Umbert

INSTITUTO DE DERMATOLOGÍA

DR. PABLO UMBERT

Solicite cita previa
Speak English, French and Catalan
932 800 361
Visitas por Skype y teledermatología

PEELINGS Y BIOMÁSCARAS

Los peelings químicos son un tratamiento sencillo, rápido e indoloro para limpiar la piel en profundidad y mejorar su densidad y elasticidad. Además, eliminan o atenúan manchas solares, arrugas, cicatrices y marcas de acné.

No deben confundirse con los peelings mecánicos, que también puede recibir en Beautyderm, pero que se denominan microdermoabrasión.

Tras el peeling, se suelen aplicar biomáscaras: mascarillas calmantes, hidratantes y que aportan más elasticidad y luminosidad a la piel.

Tratamiento

Los peelings ayudan a combatir los signos del envejecimiento cutáneo en el rostro, el escote y las manos.

Consisten en aplicar entre una y cuatro capas de una sustancia exfoliante como el ácido salicílico, el ácido glicólico o el ácido pirúvico sobre la piel del paciente. Después de realizar el peeling, se aplican biomáscaras calmantes y tratantes con vitamina C, ácido salicílico, aloe vera o ácido kójico, entre otros. Al cabo de unos días, la piel vieja se descama y aparece una piel renovada, lisa, con aspecto joven y sin manchas o cicatrices.

Al eliminar las capas externas de la piel, el peeling favorece una regeneración natural profunda e incrementa la generación de colágeno. De este modo, se consigue alisar la piel, mejorar su textura y elasticidad, moderar las arrugas finas, suavizar las cicatrices de acné y eliminas las manchas superficiales producidas por el sol.

Para conseguir los resultados más rápidos, seguros y duraderos, el tratamiento se ajusta a las características individuales de cada paciente: el problema que desea tratar, el tipo de piel o profundidad de la exfoliación que se puede aplicar, entre otros.

El tratamiento completo con peelings se lleva a cabo a lo largo de varias sesiones de entre 10 minutos y una hora de duración, dependiendo de la extensión de la zona tratada y de la profundidad del tratamiento.

Tras las sesiones de peeling superficial, el paciente puede volver inmediatamente a su actividad normal. Los peelings medios y profundos producen un cierto enrojecimiento, por lo que pueden alterar un poco la vida laboral y social del paciente durante los días posteriores.

Para minimizar estas incomodidades, después del peeling se aplican cremas resfrescantes o biomáscaras calmantes, que disminuyen el enrojecimeinto.

Además, después de la exfoliación, cualquier otro tratamiento penetra en la piel con más facilidad y a mayor profundidad, con lo que es más efectivo. Por eso, solemos utilizar el peeling como pretratamiento o en combinación con otros tratamientos, como la mesoterapia, los materiales de relleno, la relajación facial, el fotorejuvenecimiento o la eliminación de manchas.

Doctor Pablo Umbert

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, acepta el uso que hacemos de ellas. Puede cambiar la configuración de cookies en cualquier momento.